0

Ayer jueves, Chris Hughes, cofundador de Facebook, publicó un extenso artículo en el que detallaba, el enorme poder que acumula Facebook en su totalidad, el peligro que representa y la necesidad de poner en marcha las herramientas necesarias para evitar que esto siga así. Hughes propuso “romper” la empresa separar sus diferentes servicios del núcleo para limitar su área de influencia.

La compañía no se quedó atrás y respondió las críticas en las que Hughes afirma el relevante e inmenso poder de Mark Zuckerberg en la compañía y la junta directiva, asegurando que la mencionada separación de poderes no es una visión ajustada a una empresa de la talla de la Facebook:

Te puede interesar:  USA extiende licencia temporal a 90 días más a Huawei

Facebook acepta que con éxito viene la responsabilidad. Pero no haces cumplir la responsabilidad exigiendo la disolución de una compañía estadounidense exitosa. La responsabilidad de las empresas de tecnología puede lograrse mediante la introducción minuciosa de nuevas reglas para Internet. Eso es exactamente lo que Mark Zuckerberg ha pedido. De hecho, se reunirá con los líderes gubernamentales esta semana para continuar con ese trabajo.

¿Nuevas reglas?

El mismo Zuckerberg había hecho alusión a las “nuevas reglas” el mes pasado. A qué reglas se refiere, qué hará Facebook con ellas y por qué la compañía no ha hecho nada para no llegar a este extremo y que constantemente los estén vigilando, es algo que todavía no se sabe con claridad ni han declarado los organismos comunicacionales oficiales de la empresa.

Te puede interesar:  Instagram quiere darnos herramientas en contra de las 'Fake News'

Hughes manifestaba en su artículo la necesidad de la creación de una nueva agencia u organismo en Estados Unidos para regular férreamente a las compañías tecnológicas y que estas no campen a sus anchas engullendo a otras compañías, triplicando su volumen y obrando a su libre criterio. Nada de eso, por el momento, parece que vaya a ocurrir en el futuro más próximo.

En su artículo Hughes habla sobre la necesidad de crear una nueva agencia u organismo en Estados Unidos para regular firmemente a las compañías tecnológicas y que estas no traten de acaparar otras compañías, aumentando exageradamente su volumen y controlándolas a su criterio. Al parecer, nada de esto va a ocurrir por ahora.

Te puede interesar:  Facebook reconoce escuchar los audios enviados por sus usuarios a través de Messenger

¡Nuevo crossover de Fortnite! Ahora le toca a Stranger Things

Entrada anterior

Así será el iPhone XR de 2019, según renders de OnLeaks

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *